tinnitus

¿Qué es el tinnitus o acúfenos?

En este artículo voy a tratar un mal común entre las personas que padecen de problemas en la articulación entre el hueso temporal y la mandíbula, articulación temporomandibular o (ATM). Se trata del tinnitus, también conocido con el nombre de acúfenos, el cual consiste en la percepción de ruidos en el oído que no procedían de ninguna fuente externa.

Este fenómeno aparece especialmente en las personas bruxistas, es decir, en aquellas que aprietan la mordida, especialmente durante la noche.

Cada vez son más las evidencias que relacionan las alteraciones de la postura con las de la columna cervical y la mandíbula, y las disfunciones de esta con las alteraciones, como el dolor de oído (otalgia), la hipoacusia (disminución de audición) o, en este caso, con el zumbido o tinnitus.

Según los doctores Aline Albuquerque Moais y Daniela Gil, en su estudio titulado “Tinnitus en individuos sin pérdida de audición” y relacionado con las alteraciones de la A.T.M. publicado en la revista brasileña de otorrinolaringología, afirman que el tinnitus o acúfenos se relaciona con las alteraciones de la articulación temporomandibular y que los casos más frecuentes se registran en la mujer, donde los síntomas son los zumbidos de tono alto, continuo y bilateral. Para ello estudiaron a 20 individuos, los cuales presentaban tinnitus o acúfenos y tenían como denominador común disyunciones de la A.T.M. Los criterios de inclusión fueron personas de ambos sexos, con edades comprendidas entre los 18 y 55 años y con un umbral en audiometría inferior o igual a 25 dB Hl, entre 250 y 8000 Hz, es decir sin alteraciones auditivas. Por otro lado, los criterios de exclusión fueron que no hubiesen sufrido cirugías en los oídos, ni tampoco alteraciones cognitivas ni neurológicas.

Las características comunes entre las alteraciones de la A.T.M., además del estrés, que contribuye de forma determinante en ellas, fueron las siguientes:

  1. Apertura asimétrica y limitada de la boca.
  2. Crujido, dolor o salto al abrir la boca a nivel de la articulación.
  3. Fatiga o dolor en los músculos de la masticación.
  4. Hábitos parafuncionales, como morder objetos o uñas frecuentemente.

En el estudio se utilizó la prueba de Mann-Whitney para comprobar la relación entre el tipo de tinnitus y su tono. En él, el 70% de los sujetos estudiados fueron mujeres, lo que demostró una mayor prevalencia en el sexo femenino. En cuanto a la duración del tinnitus, el 90% lo sufrían de forma continua y 10% restante de forma intermitente.

En cuanto a la relación entre las disfunciones A.T.M. y las alteraciones auditivas, otro estudio realizado por las doctoras Daniela Campos Barreto, Ana Rita Campos Barbosa y Ana Claudia Figueredo Frizzo y publicado en la revista CEFAC en el 2010, puso de manifiesto la relación de estas disfunciones, encontrando varias hipótesis que pudieran explicar dicha relación.

Francois Ricard, D.O., un osteópata de gran prestigio a nivel mundial, en su libro de osteopatía craneal publicado en el 2012 destaca dos hipótesis:

  1. Por irritación de la arteria vertebral a nivel de las vértebras cervicales, lo que disminuye la vascularización de los centros auditivos.
  2. Por disfunción del hueso temporal que irrita la arteria carótida interna que produce falta de oxigenación de los centros auditivos y puede llegar a irritar a su paso el nervio auditivo.

Por mi experiencia, puedo afirmar que en la mayor parte de los casos de tinnitus siempre existe un componente de estrés que lo respalda. Al igual que siempre existe un desequilibrio en la musculatura de cierre mandibular a nivel C0-C1-C2, es decir, entre las primeras vértebras cervicales y el cráneo.

Tinnitus, caso de éxito

Por último te dejo el testimonio de Arancha, una de mis paciente que sufría tinnitus. Tras valorar su historia y posibles estructuras comprometidas, le inicié el programa terapéutico, tratando primero de darle la estructura, la flexibilidad y la movilidad adecuada para así conseguir la funcionalidad deseada.

En este vídeo nos cuenta su caso y cómo en 4 sesiones consiguió notar una mejoría total.

Decirte que el equilibrio a nivel de las estructuras mencionadas en este artículo debe de estar siempre asegurado ya que, de no ser así, a nivel C0-C1-C2 se alterará el ganglio cervical superior, perteneciente al sistema nervioso vegetativo, que se encarga de la vasodilatación a nivel arterial craneal, y dará como resultado cefaleas de origen cervical, y demás complicaciones, como la que he tratado en esta entrada de mi blog de osteopatía.

Espero que haya sido de tu interés y si sufres tinnitus no dudes en contactar conmigo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Search

+

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies