El síndrome del túnel carpiano ocurre cuando se comprime el nervio mediano cerca de la palma de la mano. Los ligamentos adyacentes a este nervio pueden experimentar hinchazón, lo que contribuye al exceso de presión.

Es posible que tenga el síndrome del túnel carpiano si nota hormigueo, entumecimiento y debilidad que se extiende desde el brazo y la mano hasta los dedos.

Túnel carpiano: Cómo comienza

Contrariamente a la creencia popular, el movimiento repetitivo no es la causa directa del síndrome del túnel carpiano, aunque puede agravar y acelerar la condición.

El túnel carpiano es un tubo que atraviesa la muñeca, por donde pasan el nervio mediano y los tendones. El túnel, que conecta la mano y el antebrazo, está formado por los huesos y ligamentos del carpo. El nervio mediano transmite señales a cuatro de cinco dedos para ayudarlos a doblarse. En particular, la sensación que le da a su pulgar e índice le ayuda a agarrar objetos.

El síndrome del túnel carpiano puede ser una manifestación de varios factores, entre ellos:

  • Condiciones de salud preexistentes: una fractura de muñeca puede explicar por qué el nervio mediano se siente irritado. Sin embargo, condiciones como la artritis reumatoide, la diabetes y otras condiciones crónicas pueden contribuir a la inflamación y la hinchazón que comprimen el nervio. Todas las condiciones restringen el espacio a través del cual pasan los tendones y el nervio mediano.
  • Factores biológicos: las personas con un túnel carpiano más pequeño, en su mayoría mujeres, tienen una mayor probabilidad de desarrollar el síndrome con el tiempo.
  • Efectos secundarios de los medicamentos: Los pacientes que toman anastrozol, un medicamento contra el cáncer de mama, tienen más probabilidades de desarrollar túnel carpiano.
  • Características físicas: la obesidad o una condición que cause la retención de líquidos, incluido el embarazo o un trastorno de la tiroides, pueden ejercer una presión adicional sobre el nervio mediano. Perder peso o comenzar un plan de tratamiento para controlar los síntomas puede disminuir la presión ejercida sobre el nervio mediano.
  • Condiciones del lugar de trabajo: a través de movimientos repetitivos, aquellos que realizan tareas de línea de ensamblaje, trabajan en una computadora o usan herramientas vibratorias tienen una mayor probabilidad de desarrollar túnel carpiano, especialmente si trabajan en condiciones de frío o si ya tienen daño en los nervios.

Signos del desarrollo del Túnel carpiano

Por lo general, el síndrome del túnel carpiano no aparece de repente, sino que surge gradualmente a través de uno o más de los siguientes síntomas:

  • Una sensación de hormigueo o ardor, descarga eléctrica o sensación de adormecimiento en los dedos y las manos que finalmente asciende por el brazo.
  • El entumecimiento u hormigueo es especialmente pronunciado cuando conduce, usa un teléfono, sostiene un objeto o dobla la muñeca.
  • Se despierta del entumecimiento o la sensación de hormigueo o siente que su mano o brazo se sienten dormidos.
  • Nota debilidad en la mano y tiene la costumbre de dejar caer objetos.

Ignorar estos síntomas puede empeorar el síndrome del túnel carpiano, que hace que los músculos de la muñeca y la mano se atrofien. Cuando el nervio mediano no puede funcionar correctamente, experimenta disminución de la sensibilidad, la coordinación y la fuerza en los dedos. Eventualmente, es posible que no pueda agarrar objetos en absoluto.

Si tiene alguna consulta o necesita algún producto ortopédico específico, consulte aquí un amplio catálogo.

¿Cómo abordarlo?

Si experimenta alguno de estos síntomas, es importante consultar a un médico o profesional que pueda diagnosticar la afección a través de imágenes y pruebas nerviosas. También se le recomienda:

  • Relaja tu agarre y fuerza de escritura.
  • Tome descansos en el trabajo y no pase demasiado tiempo en una sola tarea
  • Piense en la ergonomía y la postura para evitar que su muñeca se doble hacia arriba o hacia abajo.
  • Intente mantener sus manos calientes elevando la temperatura ambiente o usando guantes.
  • Trabaje con un fisioterapeuta para desarrollar una rutina de ejercicios de estiramiento y fortalecimiento.
  • Use una férula durante parte del día o mientras duerme para evitar que la muñeca se doble.
  • Considere usar un medicamento antiinflamatorio para disminuir la hinchazón.

Puedes seguir leyendo sobre otras lesiones comunes que se dan en el desarrollo de actividades deportivas y el tratamiento de fisioterapia que requieren algunas de ellas.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share This
× ¿Cómo puedo ayudarte?